La realidad virtual, más real que nunca

realidad virtual

La realidad virtual, aunque de momento no esté al alcance de todos, cada vez se va haciendo más palpable. Quién más y quién menos, aunque no lo crea, ha tenido contacto con ella. ¿Quién no ha necesitado entrar en un aula virtual de su universidad o escuela, ha jugado a algún videojuego de “primera persona”, ha usado gafas de realidad virtual o ha probado las gafas o aplicaciones de realidad aumentada? Es posible que alguno de nuestros lectores no lo haya experimentado, no osaremos a decir que no, pero creemos que la mayoría de vosotros algún contacto con la misma sí que habéis tenido.

Estamos en un momento en el que lo virtual prima por encima de muchos aspectos; seguro que en más de una ocasión has oído hablar del Big Data o la Inteligencia Artificial. Y todo esto lo corrobora un informe publicado por The App Date, que dice que en España se emplea realidad virtual en distintos sectores. Por un lado, el 23% de los proyectos de realidad virtual que se crean son para entretenimiento, seguido de un 22% para publicidad. También se emplea en un 17% para el turismo, un 14% en educación, un 12% en salud y un 8% en el sector inmobiliario.

Teniendo en cuenta estos datos, a continuación hablaremos de cómo se emplea la realidad virtual en estos sectores que se salen fuera de los comunes o habituales como puedan ser el ocio y el entretenimiento.

Sectores donde se aplica la realidad virtual

La primera de ellas, y en cierto modo tiene su lógica es la industria. En este sector emplear  la realidad virtual permite a los ingenieros y diseñadores a hacerse una idea del aspecto que tendrán sus creaciones sin necesidad de tener que crear prototipos o maquetas. También emplea este tipo de realidad el sector petrolero que la emplea para formar a sus operarios por medio de entrenamientos virtuales.

Otro de los ámbitos que sacan buen partido a la realidad virtual es la sanidad. Donde se emplea para el tratamiento de fobias con terapias de exposición, evaluación de daños cerebrales o simulación de operaciones. También, como pasa en otros sectores es una gran herramienta de formación para profesional sanitario de distintas disciplinas o especialidades.

Donde hay un largo camino por recorrer es en el mundo del retail y en las tiendas. Aquí tanto la realidad virtual, como la aumentada, permiten transformar completamente la experiencia de compra de los consumidores en beneficio de las empresas. Gracias a la realidad virtual se van a poder ofrecer experiencias personalizadas, elemento clave hoy en día para los consumidores, para que puedan probar los productos antes de comprarlos.

Dentro de la aplicación de la realidad virtual dentro de sectores, no podría faltar la educación. El empleo de esta realidad puede favorecer a enriquecer y hacer más divertida la faceta educativa. Por medio del empleo de este tipo de realidad, los alumnos podrán trasladarse y “vivir” hechos históricos, viajar a países que quizá nunca irán y apoyarse para sus estudios en algo que más allá que los libros de texto.

Y para finalizar, otro sector donde la realidad virtual está en auge es el turístico. En un sector tan masificado que, ofrecer algo diferenciador puede aportar mucho valor. Por eso, ya se están ofreciendo experiencias virtuales con videos y galerías 360 de imágenes que combinadas con las gafas de realidad virtual permiten a cualquier persona trasladarse en un segundo al destino deseado.

Sin duda alguna, la realidad virtual ha llegado para quedarse. Ya sea con fines profesionales o de ocio está claro que abre camino a un mundo inimaginable que, de aquí a unos años, será para todos nosotros más “real” de lo que podríamos imaginarnos.

Entra en MActual para ver nuestro catálogo de gafas de realidad virtual

Para acceder a otros artículos del blog

¿Compartes? ¡Gracias!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *