Cómo ampliar la red inalámbrica con Wi-Fi Mesh de FRITZ!

fritz1

Si la cobertura inalámbrica no llega a todos los sitios, crear una red Wi-Fi Mesh es la solución

Cuando la red inalámbrica no cubre todos los sitios o es más lenta en algunas zonas, la solución más sencilla es ampliar su alcance mediante la potente tecnología Mesh. Para ello, se conectan los diferentes dispositivos Wi-Fi (enrutadores, repetidores, adaptadores PLC, etc.) distribuidos por la oficina o vivienda para crear una gran red inalámbrica común para todos los aparatos. De esta manera, es posible disfrutar fácilmente de Wi-Fi con la más alta velocidad, y transmitir contenidos multimedia con suficiente rapidez incluso en los lugares más remotos.

¿Qué es una red Mesh y cómo configurarla?

La tecnología Mesh (red inalámbrica mallada) es una tendencia en auge en el sector de las redes inalámbricas. Los detalles técnicos de su funcionamiento son complejos, pero básicamente consiste en unir varios dispositivos distribuidos por diferentes estancias que generan varias redes Wi-Fi, en una única red semejante a una malla.

Aunque esté compuesta de varios puntos de acceso, la red Mesh funciona como si fuera una sola única red inalámbrica, con un único identificador de red (SSID) y una misma contraseña de acceso. De modo que, una vez se ha configurado un dispositivo, el usuario puede conectarse al Wi-Fi en todas las zonas cubiertas por Mesh, sin tener que cambiar de red cada vez que pasa a estar dentro de la cobertura de alguno de los puntos de acceso.

Soluciones AVM FRITZ!

El fabricante AVM, líder europeo en el mercado de las redes domésticas, ofrece como parte de su familia de dispositivos FRITZ!. una gama completa de productos de última generación que permiten crear una red Mesh muy fácilmente. El núcleo de la red son los routers FRITZ!Box como el FRITZ!Box 7590, que ofrece conexión Wi-Fi de amplio alcance y máxima estabilidad. Este enrutador tiene conexiones para cable módem o terminales de fibra óptica, puertos LAN Gigabit y USB 2.0, aparte de otras funcionalidades como servidor multimedia o NAS.

Cuando el alcance del enrutador no es suficiente, se puede ampliar la cobertura añadiendo el repetidor Wi-Fi FRITZ!Repeater. Este dispositivo se conecta fácilmente a cualquier enchufe y ofrece un mayor alcance de la señal inalámbrica con velocidades de hasta 600 Mbps. Otra posibilidad para extender el Wi-Fi a zonas alejadas o de difícil cobertura, como altillos, sótanos, anexos, etc. es FRITZ!POWERLINE. Se trata de un adaptador PLC que usa la red eléctrica para transportar los datos y luego los transmite a través del Wi-Fi con una alta velocidad.

Todos estos dispositivos de la familia FRITZ! son plenamente compatibles con la tecnología Mesh y se comunican automáticamente entre ellos para que el usuario no tenga que hacer nada. Solo hay que vincularlos pulsando un botón para que empiecen a funcionar como una red Mesh, ofreciendo acceso inalámbrico en todas las zonas.

Otra opción interesante para crear una red Mesh es el FRITZ! Mesh Set Edition International. Se trata de un paquete formado por un router FRITZ!Box 7530 y un repetidor Wi-Fi FRITZ!Repeater 1200. Este set permite crear fácilmente una red Mesh básica que luego se puede ampliar añadiendo más dispositivos de la gama FRITZ!.

Gestión de la red Wi-Fi Mesh de un vistazo

Además de su compatibilidad, facilidad de configuración y fiabilidad, crear una red Mesh con los productos FRITZ! tiene otras ventajas. Toda la gama funciona con el sistema operativo FRITZ!OS, que ofrece un equilibrio perfecto entre funcionalidad avanzada y facilidad de uso. Una vista general muestra en todo momento qué dispositivos están conectados a la red Mesh y qué enrutador, repetidor o adaptador PLC están usando. También alerta de las posibles incidencias o problemas de rendimiento y permite instalar las actualizaciones de forma centralizada en todos los dispositivos de la red Mesh, para garantizar siempre la máxima seguridad.

Las funciones de esta interfaz no acaban aquí. Al crear una red Mesh con los productos FRITZ!, también es posible ofrecer acceso temporal para invitados sin revelar la contraseña de la web, programar el encendido y apagado automático de la red inalámbrica o limitar los tiempos de conexión de cada dispositivo.

Funcionamiento Óptimo

En definitiva, con la gama de productos FRITZ!, crear una red Mesh es muy fácil incluso para usuarios que tengan pocos conocimientos. La compatibilidad entre los diferentes puntos de acceso asegura un óptimo funcionamiento de la red inalámbrica y la interfaz de usuario amigable ofrece todo el control con unos clics.

¿Compartes? ¡Gracias!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *